Alares Social pone en marcha el programa Desarrolla_T para contratar perfiles sin experiencia y de difícil incorporación al mercado laboral


 
El Centro Especial de Empleo Alares Social, integrado por un 90 % de personas con discapacidad, ha puesto en marcha el programa Desarrolla_T con el fin de dar la oportunidad de acceder al mercado laboral a personas que, a pesar de que tienen una buena formación académica, su grado de discapacidad les impide acceder a un puesto de trabajo.
En Alares Social confían en las capacidades de las personas, sea cual sea su discapacidad.
De esta máxima, nace Desarrolla_T, un programa del Centro Especial de Empleo Alares Social, dirigido a grandes discapacidades que necesitan ayuda de terceras personas para el día a día.
El mercado de trabajo de las personas con discapacidad las personas de 25 a 44 años acumulan la mayor parte de la contratación (53%) y, en referencia al tipo de discapacidad declarada, cerca del 62% son personas con discapacidad física. Sin embargo, en el momento que dicha discapacidad supera el 65 % y la persona tiene movilidad reducida los datos de contratación son muy bajos, casi inexistentes.

El objetivo de este programa es potenciar e incrementar la autonomía, integración y empleabilidad mediante una intervención global con la persona.

Durante la vigencia del programa, la contratación es directa, dotando de las herramientas necesarias para el éxito de la incorporación al mercado ordinario, una vez finalizado el mismo.Los perfiles que ya se han incorporado cuentan con un porcentaje de discapacidad superior al 65% de discapacidad física. Necesitan de la ayuda de terceras personas para las actividades básicas de la vida diaria, poseen buena cualificación profesional y no tienen experiencia previa.
Si bien es cierto que la tasa de acceso al empleo, ya sea en empresas ordinarias, o empleo protegido de las personas con discapacidad física es superior, en los casos de grandes discapacidades físicas en las que es necesario de un tercero para desarrollar las actividades de la vida diaria, es muy inferior, incluso comparándolo con discapacidades intelectuales o mentales.
En principio, esta primera fase del programa incluye 10 contrataciones, donde los perfiles ocuparán puestos adecuados a su cualificación y/o potencialidad.
De igual modo, el Centro Especial de Empleo está trabajando con empresas clientes para extender el programa y que éstas incorporen este tipo de perfiles en sus plantillas. “Solo si apostamos por la inclusión de todo tipo de discapacidades en el mercado laboral conseguiremos la inclusión social y laboral plena.” “La única manera de convencer a las empresas, es a través del ejemplo“, explica Beatriz Coleto, Coordinadora General del Centro Especial de Empleo.

Aún no hay comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart