La realidad del día a día de 16 millones de personas

Mar Aguilera, Directora General de la Fundación Alares en el Diario ABC :»Es importante apostar por la mejora de la calidad de vida de las personas con discapacidad, así como la de sus familiares».

Fuente: ABC Familia – Mayores

La visibilidad de las personas con discapacidad es un tema de gran actualidad y protagoniza no solamente el debate en medios de comunicación, sino también en el ámbito legislativo, teniendo como objetivo garantizar sus derechos y libertades en igualdad de oportunidades. Encontramos variedad de manifestaciones de compromiso y transformación a favor del cambio cultural en relación a la diversidad, en las que todavía hay que progresar para conseguir el objetivo.

En España, se está trabajando desde diferentes esferas por la puesta en valor de las personas con discapacidad de cara a su inclusión sociolaboral. En los cinco últimos años, se ha producido un incremento significativo (15%) en relación a la participación de las personas con discapacidad en el empleo, según refleja el SEPE en su Informe del Mercado de Trabajo de las Personas con discapacidad 2018. De este análisis aparentemente positivo, se desprende que las personas con discapacidad siguen siendo un colectivo castigado a la hora de acceder al empleo; el mismo informe destaca que del total de contratos celebrados en 2017, solo el 1,43% fueron destinados a personas con discapacidad.

Sin lugar a dudas, el empleo les aporta independencia económica, relaciones sociales, refuerzo de la autoestima, reconocimiento social, al mismo tiempo que les ayuda a reforzar su sentido de la responsabilidad y compromiso, potenciando su madurez. Todos estos son aspectos que no solo mejoran la calidad de vida de la persona con discapacidad, sino que también beneficia a sus familiares.

Casi cuatro millones de personas en España tienen alguna discapacidad, lo que nos lleva a la conclusión de que aproximadamente 16 millones de personas engloban o están cerca del colectivo. Aunque tendemos a visibilizar a estos individuos de una forma «bonita», la realidad de su día a día no es tarea fácil y esta dificultad no solo afecta a las personas con discapacidad, sino también a sus familiares más directos.

Existen, pues, un conjunto de necesidades comunes derivadas de una discapacidad o situación de dependencia. Estas se convierten en impedimentos e inciden directamente sobre la calidad de vida de las personas con discapacidad y sus familias.

Dicha dinámica obliga a las políticas gubernamentales a que las ayudas y avances tengan que centrarse en las necesidades del día a día de estas familias para que no se sientan excluidas ni discriminadas, que como cualquier otra convive, se esfuerza, disfruta y se ilusiona por hacer realidad sus expectativas personales y familiares.

La realidad es que los recortes presupuestarios coartan la puesta en práctica de muchas medidas que darían respuesta a las necesidades de estas personas. Una de las asignaturas pendientes que tiene la sociedad, es la de ofrecer servicios de calidad desde el sistema público, que proporcionen el bienestar particular y colectivo. Y que estos estén adaptados a cada necesidad para solventar como mínimo los siguientes propósitos:

Atención Domiciliaria y Respiro Familiar: La menor disponibilidad de tiempo impide el acceso al empleo, a la formación y al ocio. Son familias para las que el descanso del fin de semana no tiene cabida y conviven con exigencias que provocan riesgos psicosociales, que en una empresa serían atendidos pero, que al encontrarse en el núcleo familiar, en muchos casos no se les presta toda la atención necesaria. 

El derecho a disfrutar del ocio: La vida social se ve limitada. En primer lugar, porque no disponen de presupuesto para contratar servicios de calidad para el respiro familiar y, en segundo lugar, aunque no menos importante, las limitaciones de acceso a determinados restaurantes o lugares públicos por carencia de accesibilidad arquitectónica.

La falta de gratuidad en tratamientos especializados que favorezcan la mejoría de la persona con discapacidad o situación de dependencia y que no son atendidos por los servicios públicos (natación, quiromasajistas, sesiones de logopedia o fisioterapia, estimulación cognitiva, entre otros muchos). Tratamientos que en ocasiones hipotecan económicamente a las familias de por vida, en pro de la calidad de vida de su familiar.

Reflejo del rol familiar que todavía proyecta nuestra sociedad: generalmente la mujer abandona o renuncia a su proyecto profesional debido a la falta de flexibilidad que pueden ofrecer a las empresas a la hora de viajar, incluso a realizar una jornada completa y a las exigencias empresariales, a veces, poco compatibles con el cuidado.

Desde Fundación Alares, aspiramos a través de nuestras iniciativas a construir un mundo más humano, donde formar parte de una familia en la que uno de sus miembros tenga una discapacidad o esté en situación de dependencia, no pueda provocar desigualdad y exclusión. Contribuimos a incrementar la calidad de vida de estas familias, así como su felicidad a la hora de poder llevar a cabo su proyecto de vida, de acuerdo a sus sueños y aspiraciones. Todo ello es posible gracias a la solidaridad de las personas y empresas, que con su contribución nos ayudan a llevar a cabo nuestros diferentes programas.

Fuente ABC Familia

Trámite para solicitar el grado de dependencia

Persona Mayor

Solicitar Grado Dependencia.Cuando nos encontramos que un familiar nuestro empieza a estar o está en una situación de dependencia, en la mayoría de los casos nos encontramos desorientados, desconocemos las ayudas que tenemos y donde hemos de dirigirnos para solicitarlas. Todo esto se nos hace un mundo en un momento en el que además,  nuestros sentimientos se enfrentan a nuestro deseo de que nuestro mayor esté cuidado de la mejor manera posible y esto pueda ser compatible con mi la vida familiar y laboral.

Todos hemos oído hablar de la “Ley de Dependencia” pero muchos casos no sabemos bien que es y cómo puede ayudarnos.

Mediante la creación de un sistema de alcance nacional, la Ley de promoción de la autonomía personal y la atención de las personas en situación de dependencia,  reconoce el derecho a los ciudadanos a la atención de las necesidades derivadas de una situación de dependencia.

Con la Ley de Dependencia se instaura el Sistema de Autonomía y Atención a la Dependencia. El Sistema, comprende un catálogo de servicios y prestaciones que serán provistos a los beneficiarios en función de su situación de dependencia (grado de intensidad de la situación de dependencia) y de otros aspectos como la situación económica, social…. Para ello, debe existir una valoración de dicho grado y de ese modo, si los solicitantes se encuentran dentro de los parámetros fijados para el acceso al sistema, se elaborará el Plan Individualizado de Atención, que establecerá qué servicios y prestaciones recibirán los usuarios, frecuencia intensidad….

Algo que puede parecer un poco complicado y que lo vamos a resumir en unos pasos muy sencillos.

PASO 1- SOLICITUD

Solicitarlo en el Centro de Servicios Sociales correspondiente.

PASO 2- TRÁMITE DE CONSULTA

Cuando el trabajador social haga la visita en el domicilio para realizar la valoración le preguntará al familiar a cargo TIPO DE AYUDA QUE SOLICITAN

PRESTACIÓN ECONÓMICA DE ASISTENTE PERSONAL.

PRESTACIÓN ECONÓMICA PARA CUIDADOS EN EL ENTORNO FAMILIAR Y APOYO A CUIDADORES NO PROFESIONALES.

SERVICIO DE AYUDA A DOMICILIO

CENTRO DE DÍA

RESIDENCIA

PASO 3- RECONOCIMIENTO DEL GRADO

Llegará una notificación informando del Grado reconocido.

Los grados de dependencia que considera el Sistema son:

Grado I. Dependencia moderada: cuando la persona necesita ayuda para realizar varias actividades básicas de la vida diaria, al menos una vez al día o tiene necesidades de apoyo intermitente o limitado para su autonomía personal.

Grado II. Dependencia severa: cuando la persona necesita ayuda para realizar varias actividades básicas de la vida diaria dos o tres veces al día, pero no quiere el apoyo permanente de un cuidador o tiene necesidades de apoyo extenso para su autonomía personal.

Grado III. Gran dependencia: cuando la persona necesita ayuda para realizar varias actividades básicas de la vida diaria varias veces al día y, por su pérdida total de autonomía física, mental, intelectual o sensorial, necesita el apoyo indispensable y continuo de otra persona o tiene necesidades de apoyo generalizado para su autonomía personal.

PASO 4- PROGRAMA INDIVIDUAL DE ATENCIÓN (P I A)

Con el Grado de dependencia ya evaluado y teniendo en cuenta el tipo de prestación que el familiar solicitó en su momento, se pasa a determinar la Prestación que se le concede.

Hay ocasiones en que se puede haber solicitado al principio un tipo de prestación y que pasado el tiempo la necesidad haya cambiado, o se haya decidido otro camino, por lo que en ese momento se solicita un cambio de prestación lo cual en ocasiones puede retrasar la percepción de la ayuda.

En muchas ocasiones ya sea por desconocimiento o por costumbre,  nos orientamos a aquellos recursos “más conocidos/habituales”  como la residencia o la ayuda a domicilio que en muchas ocasiones es insuficiente para nuestras necesidades.

En muchas ocasiones desconocemos la opción de la ayuda para la contratación de personal que atienda en casa al usuario, permitiéndole que permanezca en su casa pero cuidado.  Esta prestación es abonada en la cuenta del beneficiario, que le sirve de ayuda para abonar el salario del profesional que ya sea de forma interna o externa le cuida en su hogar.

Los usuarios del servicio Alares Te Cuidamos en Casa, pueden hacer uso de esta prestación a la hora de contratar nuestro recurso nosotros le orientamos a través de nuestro servicio de cómo hacerlo y le podemos ayudar en la gestión de la prestación.

Descarga Folleto 'Te Cuidamos en Casa'La Alternativa a la Residencia

 

El Informe LAPAD se presenta en Barcelona

El próximo 4 de noviembre se presentará en Barcelona el Informe “Situación Actual de Implantación de la Ley de Dependencia y Propuestas de Mejoras: Avances y retos en la calidad de vida de las personas”, un estudio realizado por el Área de Estudios de Fundación Alares® que analiza el estado actual de la Ley de la Dependencia.

Este estudio que ya se ha presentado en la ciudad de Madrid, recalca principalmente que la implantación de esta normativa está alimentando la economía sumergida y que existen diferencias de tratamientos entre las distintas Comunidades Autónomas.

Día Mundial del Alzheimer

Numerosas organizaciones celebran hoy el Día Mundial del Alzheimer, una fecha que se instauró con la intención de llevar a cabo actos y programas informativos sobre esta enfermedad y otras demencias para concienciar y sensibilización a la sociedad.

A esta enfermedad se le conoce como la epidemia del Siglo XXI, porque sólo en España, más de 600.000 personas la sufren, pronosticando algunos expertos, que para el 2025 serán más de un 1.600.000 las que la padezcan.

Aunque en 2007 nacía en España la Ley de la Dependencia existe escasez de recursos para la atención a estas personas. De hecho, el 80% de los enfermos de Alzheimer son atendidos por familiares o por cuidadores que carecen de la formación necesaria para la atención adecuada de estos enfermos.

Esta efeméride fue instaurada por la Asociación Internacional del Alzheimer con el refrendo oficial de la Organización Mundial de la Salud.

La ampliación en 2011 de la Ley de la Dependencia a las personas con grado I aumentará el empleo

Así lo aseguran desde el Instituto de Mayores y Servicios Sociales (IMSERSO), concretamente Purificación Causapié, la directora general de esta institución quien ha declarado que “la atención a las personas con discapacidad de Grado I, el más leve, permitirá crear más empleos y aumentará la aportación de riqueza a las familias de los dependientes”.

Los datos ofrecidos por el IMSERSO aseguran que desde que se puso en marcha la Ley de Dependencia en España se han  creado 120.000 puestos de trabajo, lo que genera recursos en la unidad familiar.

Además, ante la evidencia de que la esperanza de vida de las personas ha aumentado de forma considerable, Purificación Causapié, como responsable del IMSERSO cree que es muy importante “aumentar la coordinación en las intervenciones públicas del sistema de servicios sociales y el Sistema Nacional de Salud con el objetivo de dar una atención de mayor calidad”.

Una nueva oficina de información para dependientes

La Comunidad de Madrid abría la pasada semana una oficina de información de la dependencia y reforzó el servicio telefónico 012 para dependientes, con el fin de poder atender a una media de 400.000 personas al año.

En total serán 18 los profesionales que atenderán vía telefónica en horario ininterrumpido de 9 a 19 horas, las demandas de las personas dependientes.

Estas medidas, son muestra del compromiso que desde el Gobierno autonómico de Madrid, dicen tener con el desarrollo de la Ley de la Dependencia. Para ello, además el Ejecutivo autonómico destinará 900 millones de euros para políticas de atención a la dependencia.

La nueva oficina de Atención de la Dependencia, situada cerca de la estación de Chamartín, contará con un registro donde los ciudadanos podrán presentar la documentación necesaria para la tramitación de los expedientes. Además, en esta oficina, los dependientes y sus familiares podrán resolver sus dudas acerca de la legislación, recibir asesoramiento sobre los servicios, recursos y prestaciones recogidas en el catálogo de la Ley, así como solicitar información especializada sobre el estado de tramitación de los expedientes.

¡Por fin! Descuento en el Abono Transporte para familias numerosas y discapacitados

Llevaba tiempo circulando la noticia de que la Comunidad de Madrid podría programar precios especiales en el Abono Transporte para familias numerosas (generales y especiales) y personas con discapacidad, este rumor es desde el 20 de Octubre una realidad. Entrarán en funcionamiento para el próximo mes de Noviembre.

Tres nuevas modalidades de Abonos Transporte que se pueden adquirir como de costumbre en los estancos de la región. La tarjeta verde identificará a las familias numerosas generales, la morada a las familias numerosas especiales y el título azul queda reservado a personas con discapacidad.

En el caso de, familias numerosas, categoría general, que tenga entre 3 y 4 hijos, el descuento es del 20% para cualquier miembro de la familia,  (independientemente de que el título sea joven, adulto o tercera edad) y del 50% para familias numerosas de categoría especial, es decir con 5 hijos o más.

En cuanto al título para personas con discapacidad, se aplicará a los que demuestren un grado de la misma del 65% o superior. La ayuda viene propuesta por iniciativa del propio Consorcio de Transportes, alegando que estas personas “tienen más dificultades para acceder al mercado de trabajo y cuyos costes de vida suelen ser superiores, precisamente por sus condiciones especiales”. El descuento en estos casos es también del 20%, con independencia de la edad a la que se aplique la ayuda.

Si algún usuario cumple con las dos condiciones, es decir, ser discapacitado y perteneciente a familia numerosa, debe acudir al Consorcio Regional de Transportes.

Desde la Fundación Alares queremos apoyar este tipo de iniciativas que facilitan la ayuda a personas que por sus condiciones diferentes les resulta más costoso el día a día y el llevar una económia como cualquier otra persona. Ya que tienen que asumir costes especiales o en mayor cantidad, por lo menos que les resulte más económico lo que ya se consideran necesidades básicas, como es en este caso el transporte urbano.

Para más información pinche aquí

La Teleasistencia Móvil Alares®

 Movilidad, Comunicación. Localización y Asistencia Personal las 24 horas.

La filosofía de servicio de Alares® surge para dar respuesta a las necesidades de la sociedad en el Siglo XXI. Este Siglo puede considerarse el marco temporal de un mundo distinto, con necesidades sociales y colectivas diferentes.
Nuestro objetivo primordial es ser capaces de dar respuesta a las nuevas necesidades asistenciales que hoy tienen las personas, las familias y los dependientes.

Los principales cambios que queremos destacar en la sociedad actual y que afectan al nivel de cobertura al que debemos dar respuesta son los siguientes:

a. El rol de los miembros de la familia ha cambiado.
b. El hombre y la mujer tienen, por igual, sus propias aspiraciones personales y profesionales que además hoy están amparadas por la ley de igualdad.
c. La familia, como unidad básica de convivencia en la que se articula la sociedad, requiere las mismas atenciones de siempre, e incluso más porque determinados cambios sociales han fomentado la necesidad de cuidados intensivos a determinados familiares.

Estos cambios sociales en el siglo actual han propiciado la aparición de un entorno de cambio, en el que han florecido nuevos valores y por tanto nuevas necesidades. A todos estos cambios han contribuido enormemente los avances que se están produciendo en el campo de la medicina, la investigación científica y la atención de la sociedad a nuevas patologías que antes se encontraban más olvidadas.

Leer más…

El retraso de la Ley de Dependencia obliga a pagar por miles de muertos

 El País. Carmen Morán

Muchas de las personas que han muerto en los últimos meses estaban pendientes de recibir una de las ayudas públicas previstas en la Ley de Dependencia, que pueden solicitarse desde el 23 de abril. No llegaron a tiempo. Ni la madre de María Luisa Sanjuán, en Cantabria, ni la de Raimundo Herrera, en Madrid.

Pero todos aquellos que fueron evaluados por los equipos sociosanitarios antes de fallecer adquirieron el derecho a recibir la prestación y serán sus herederos quienes cobren la deuda. Aunque aún no hay cifras precisas, las estimaciones los cuentan por miles.

Sólo en Cataluña, el director del programa para la Dependencia de la Generalitat, Jordi Tudela, calcula que serán entre 4.000 y 5.000 porque de las 50.000 solicitudes recibidas para evaluar tienen alrededor de un 10% de «incidencias». Otras comunidades consultadas carecen de datos precisos, pero sí pagarán a sus muertos. En Cataluña trabajarán como si la persona estuviera viva. «Ha sido evaluada y se le hará un plan individual de atención con la ayuda que le corresponda. En función de eso se abonará a sus herederos. Pero tendremos que consultar a los servicios jurídicos, es la primera vez que se hace esto y aún no sabemos cómo abordar muchos casos», explica Tudela.

Leer más…

Bienestar se comprometió a multiplicar por cinco la ayuda a domicilio en 2007

LEVANTE, EL MERCATIL VALENCIANO  A. G., Valencia


Los datos chocan con las denuncias sobre la no aplicación de la ley de DependenciaLa Conselleria de Bienestar Social se comprometió con el Gobierno a multiplicar por cinco el servicio de ayuda a domicilio para dependientes al acabar 2007. De acuerdo con el convenio de colaboración para el desarrollo de la ley de Dependencia, firmado el pasado 21 de diciembre, la Generalitat aseguraba que la asistencia a domicilio pasaría de 4.724 horas mensuales a 25.186. Esto supone multiplicar por cinco la intensidad del servicio que había al iniciar 2007. Sin embargo, esta previsión choca con las denuncias de los profesionales de Servicios Sociales y los colectivos de discapacitados, que han asegurado reiteradamente que la ley de la Dependencia no se aplica en la Comunitat Valenciana. Bienestar Social ha reconocido a este respecto que se encuentra en la fase de envío de las resoluciones de valoración y confía en conceder lo antes posible ayudas.

  Leer más…